Cómo hacer proyectos de aprendizaje

Disponer de una variedad de recursos didácticos es la mejor garantía de calidad para un docente. Si dispones de distintas maneras de ayudar a tu alumnado para que comprenda los conceptos fundamentales y para que sepa manejarlos para entender la realidad o para intervenir en ella, las posibilidades de aprender crecen exponencialmente para todo el alumnado. La disponibilidad metodológica es nuestra mejor inversión como profesionales de la educación.

Desde esta certeza, enriquecer nuestra tradición de enseñanza, que está vinculada con la instrucción directa, con las propuestas de las llamadas «metodologías activas» ha sido uno de los objetivos principales de mi trabajo. Para ello, he escrito sobre aprendizaje basado en proyectos y tareas integradas diversos artículos (aquí un ejemplo) y entradas en mi blog (aquí otro ejemplo), además de capítulos y secciones en diversos libros.

Al mismo tiempo que escribía sobre ABP, he tenido la suerte de participar en un amplio número de proyectos: por supuesto, en mis clases, pero también en otros entornos, ya sea liderando esos proyectos (como ocurrió en el macro-proyecto «Lorca en los Milagros» junto a mi compañero Miguel Ángel Ariza) o como mentor (en «La Semana de los Proyectos»), como observador (por ejemplo, dentro de la Red PLANEA). Escribir sobre proyectos es relativamente sencillo, pero es mucho más complejo (y divertido) ponerlos en funcionamiento – y solo haciéndolos realidad puedes saber si tu propuesta metodológica funciona o no.

Pues bien, ahora he tenido la oportunidad de sintetizar mis ideas sobre ABP y las reflexiones a partir de estas experiencias prácticas en una guía para diseñar proyectos. La oportunidad me la han brindado el Instituto Nacional de Tecnologías Educativas y de Formación del Profesorado (INTEF) y Antonio Lafuente, coordinador del proyecto «La aventura de aprender«, a quienes quedo muy agradecido porque debo reconocer que he disfrutado mucho elaborando esta guía sobre cómo hacer proyectos.

La guía está organizada en torno a cinco secciones: la introducción plantea el diseño de proyectos como un viaje gracias al cual generamos un conocimiento nuevo o más profundo de la realidad; la sección «materiales» expone qué debemos llevar en nuestra mochila para iniciar este viaje; la parte central de la guía propone seis pasos en el viaje del conocimiento (es decir, el proyecto); y, finalmente, la guía se cierra con una sección de «consejos» y otra de «recursos» para aprender más acerca del diseño de proyectos.

Pasos en el diseño de un proyecto de aprendizaje

Así pues, espero que la Guía LADA sobre cómo hacer proyectos sea de tu agrado y te sirva para diseñar proyectos memorables. Por supuesto, si la lees o la usas, tanto a título personal como compartiendo su lectura con otros compañeros y compañeras, tus (o vuestros) comentarios son más que bienvenidos.

¡Feliz viaje de aprendizaje!

Referencia bibliográfica: Trujillo Sáez, F. (2023). Cómo hacer un proyecto. Madrid: Instituto Nacional de Tecnologías Educativas y de Formación del Profesorado (INTEF). [También disponible en DIGIBUG].

Foto de Nick Seagrave en Unsplash.

2 Comments

  • Amaya Lopez dice:

    De nuevo gracias Fernando, por tus aportaciones y post tan prácticos y necesarios a la vez, ¿quién no tiene hoy un proyecto de aprendizaje en marcha en su escuela? Nosotros este curso, con el tema Derechos Humanos, estamos metidos en Proyectos Enlazados, un gran Proyecto que va creciendo y tomando forma a lo largo del curso.
    Desde el Cet Guadarrama te enviamos un afectuoso saludo.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: